Noticias


Abogado Málaga – Negociar las condiciones del despido con un ‘acuerdo entre caballeros’

Aceptada finalmente la situación por Dívar, comenzaron a discutirse las «condiciones del despido». Los conservadores querían que todo estuviera bien amarrado antes del pleno para evitar que esa reunión, y sobre todo la votación, se convirtiera en un nuevo campo de batalla que deteriora aún más la ya dañada imagen del Consejo General del Poder Judicial. Querían que los vocales no llegaran a echar a su presidente. Ni siquiera que le «instarán» a marcharse. Que él se fuera por el interés general.

La fórmula elegida fue un poco heterodoxa. Durante las dos horas y media que duró el pleno, y en las que Dívar tuvo que aguantar el chaparrón de 14 vocales que afearon su actitud, se pactó llegar a un acuerdo unánime entre los veinte vocales. El objetivo era evitar la doble votación y reenviar estas mociones al pleno extraordinario del próximo jueves, una reunión que el propio Dívar había convocado con el orden del día de «analizar la situación del consejo», no la suya. Antes de que se produzca esa incómoda votación el jueves, Dívar deberá presentar su dimisión, sin dar lugar a que se la pidan. O al menos ese es el acuerdo entre caballeros. No está escrito en ningún sitio.

Esta maniobra, en realidad, solo alarga su agonía al frente del Poder Judicial, pero también supone una pequeña victoria para Dívar dentro de la gran derrota. Él será el que dimita en el pleno que había convocado y no en el que le ‘habían convocado’ los vocales que han terminado consiguiendo su cabeza, empezando por el jefe de la revuelta, José Manuel Gómez Benítez, que denunció la malversación ante la Fiscalía hace cinco semanas. Además, neutraliza el intento de esos ‘rebeldes’ de que no fuera Dívar la autoridad que mañana reciba al Rey a las puertas del Supremo en los actos del bicentenario de la creación del alto tribunal, unos fastos que el todavía presidente se ha encargado de supervisar en persona y que no quiere perderse por nada del mundo. Eso sí, su presencia en ese evento se ha vuelto particularmente incómoda. Sin duda la foto más buscada será la de un presidente del Poder Judicial ‘dimitido en funciones’ con la de un monarca que no pasa tampoco por sus mejores momentos.

El documento

Pactadas las «condiciones del despido», incluida su participación en el bicentenario, solo bastaba plasmarlas en el papel y anunciarlas. Y no iba a ser él quien las diera a conocer a la opinión pública. Como ya ha hecho en otras ocasiones desde que comenzó el escándalo, fue la portavoz del Consejo, Gabriela Bravo, la que dio la cara para, básicamente, leer el extraño acuerdo de «unanimidad». Un breve texto en el que el Poder Judicial deja patente que el «sentir mayoritario» es que su presidente ha «perdido la confianza» de sus compañeros y en el que Dívar, por escrito, se da por enterado: «Participo del criterio de todos lo que han hablado y comparto que la situación es insostenible. Está bastante claro qué quiero decir y la próxima semana anunciaré una postura rotunda y contundente».

Eufemismos

Las eufemísticas palabras de Dívar aplacaron a los rebeldes, que permitieron aplazar las votaciones, aunque cinco, Félix Azón, Inmaculada Montalbán, Carles Cruz, Margarita Robles y Margarita Uría, emitieron un voto particular expresando su disconformidad porque ayer mismo no se «hubiera materializado la dimisión». Pero a cambio de dignificar la salida de Dívar, no se mordieron la lengua dentro del pleno. Los cuatro proponentes de la moción que no se llegó a votar, Azón, Cruz, Montalbán y Robles, leyeron un manifiesto en el que aseguraron que los viajes del presidente y su falta de explicaciones son «incompatibles con los principios de transparencia y austeridad exigibles a todo responsable público». Su actitud «ha acarreado la percepción pública de abuso y arbitrariedad en la utilización de los recursos públicos».

Si necesita asesoramiento en materia de despidos, indemnización por despido, derecho laboral, incapacidades, incapacidad permanente, incapacidad total; puede ponerse en contacto con nuestro abogado especialista en Despidos e incapacidades en ROJI Abogados.

Fuente: Diario de Leon

Contacte con nosotros y resuelva las dudas sobre su caso llamándonos a los teléfonos:

Teléfonos 952 211 011 607 202 361

También puede contactarnos a través de la dirección de correo electrónico

Correo electrónico info@rojiabogados.com

Si lo prefiere puede acercarse a nuestras oficinas en:

Oficinas Málaga Antequera Fuengirola Marbella Torre del Mar