Si ha tenido un accidente y necesita ayuda, a continuación queremos explicarle cómo trabajamos en nuestro Despacho de Antequera ante este tipo de situaciones.

Los accidentes pueden ser de dos clases: laborales y de tráfico.

En el primer caso debemos saber que los empresarios están obligados a cumplir con las normas de Prevención de Riesgos Laborales. Si no lo hacen adecuadamente y tenemos un accidente, tendremos derecho a reclamar.  Quedan exceptuados los accidentes que se deban a una conducta culpable del trabajador, así como los debidos a fuerza mayor (por ejemplo, una catástrofe natural).

En el segundo caso se trata de accidentes de tráfico, en los cuales deberá existir una lesión para que podamos reclamar una indemnización. Recuerde que es obligatorio para los conductores contar con un seguro de accidentes. También le recomendamos que en el momento del accidente rellene el Parte de accidente, ya que se trata de un documento muy útil para averiguar la responsabilidad legal.

 

En ambos casos se utiliza el llamado Baremo de accidentes, el cual se actualiza año tras año. Lo cierto es que este Baremo es algo complejo de entender, por eso se aconseja contar con la ayuda de un abogado especializado. En nuestro Despacho le ayudaremos a resolver las dudas que tenga, tanto antes como durante el proceso judicial. Le ayudaremos a reclamar una indemnización justa para sus lesiones, ya que somos conscientes de que un accidente es una situación personal muy difícil que nadie desea vivir.

 

Para ponerse en contacto con nosotros puede llamarnos por teléfono o bien enviar su consulta a través de nuestro email. Una vez que nos reunamos con usted y tengamos los datos necesarios, ya podremos diseñar una estrategia de trabajo y asistirle durante el proceso. Nuestros años de experiencia en este tema han conseguido que nuestros clientes se muestren muy satisfechos con nuestro trabajo.